viernes, diciembre 25, 2009

El retorno...

"- Nos encontramos con el Dr. Alfredo Hernández Cunningham, luego de su esperado regreso al país tras un largo exilio político. Doctor, ¿Qué nos puede decir del gran recibimiento que tuvo por parte de la gente?"
"- Bueno, usted sabe que yo no le doy mucha importancia a ese tipo de manifestaciones, así que cuando bajé del avión y la multitud me aplaudía la verdad es que no les presté mucha atención… y cuando iba en el auto hacia la Casa de Gobierno y me seguían cientos de autos tocando las bocinas tampoco les presté mucha atención… y cuando me bajé del auto y me llevaron en andas ahí tampoco les presté mucha atención… y cuando estabamos por entrar y comenzaron a vitorear mis iniciales: ‘¡A. H. C.! ¡A. H. C.!’, bueno, ahí sí debería haberles prestado atención…"
"- ¿Por qué?"
"- Porque en realidad no estaban vitoreando mis iniciales… y me dí con el dintel de la puerta en la cabeza."

6 comentarios:

MARIA ELENA dijo...

JAJAJAJAJAJAJ....muy bueno Heguido, espero haya pasado una noche buene, muy buena, en compañía de los suyos. Le deseo lo mejor del mundo salud, amor e ingenio para seguir animándonos con su humor. Saludos desde Venezuela

Naty dijo...

jajajaja

Zippo dijo...

Lo tuve que leer dos veces! es un digno chiste de ph 2,5.

Dot dijo...

yo también lo leí dos veces... error... la segunda no lo entendí...

Lucas dijo...

Coincido con Zippo, jejeje. Muy sutil para los mortales :D

Durflad dijo...

Me reí tanto, pero tanto, pero tanto, tanto tanto tanto con éste...

Claro, después que lo entendí.
=D

Pero me reí mucho. De verdad.